Kaizen empresa prueba

Kaizen empresa nace con el propósito de despertar el alma de cada una de ellas.  Es un programa que centra su actuación en la persona.  El individuo, tanto sea como parte del equipo, como líder o como directivo, se convierte en el centro.  Desde él y en su rol como persona deriva todo lo demás.

El objetivo es el mismo que persigue todo el proyecto Kaizen: trabajadores felices hacen empresas felices, empresas felices crecen más con menos problemas.

 

Empresa con alma

empresa con alma amth

Para crear una empresa con alma debemos primero formar un líder que enseñe al equipo, un líder con alma.  A través de él se guía al equipo con diferentes técnicas de gestión y cohesión de grupos, habilidades comunicativas (incluyendo la comunicación energética), inteligencia emocional y social, gestión de situaciones de estrés, liberación de creencias limitantes y miedos ocultos, gestión correcta del tiempo (emocional y lineal), atención a los diferentes clientes internos y externos, entre otros.

La formación se consolida en tres puntos fundamentales que hemos denominado comandos 

1r comando: Ser

Hagas lo hagas , estés en la posición que estés, debes amar lo que haces.  Si no, cambia de trabajo.

2do comando: Estar

Cuando estés con tu familia, estate con tu familia.  Cuando trabajes, trabaja. Dos secciones totalmente diferentes e independientes entre sí.  Si no es así, debes reconocerse y centrar dos factores: ¿soy feliz? y ¿qué soy?

3r comando: Entorno

Eres un ser social tanto si lo quieres como si no; tu mente es social y tiene una necesidad absoluta de relacionarse.  Cómo te comunicas, cómo te adelantas a las expectativas, cómo reacciones condiciona los dos comandos anteriores.  Si Eres y Estás te vuelves más observador que ejecutor, te vuelves mucho más atento.  Si NO Eres y Estás te vuelves reaccionario y no constructor, reaccionas en lugar de responder obviando el entorno y al equipo.

El líder con alma

Trabajar como líder supone tener la habilidad de ver, clasificar y juntar los diferentes tipos de mentes y creencias de un equipo, dejando a un lado todo tipo de creencias con una visión totalmente abierta y creativa.

La segunda habilidad del líder con alma es el poder juntar esas mentes, volviéndolas exponenciales.  Entonces ocurre la magia y se crean cosas extraordinarias.

El líder con alma es el puente entre esas mentes extraordinarias, por ello se vuelve un observador.  Debe tomar distancia y dejar su propia experiencia, los juicios y prejuicios a un lado.  Tan solo debe escuchar, mirar y sentir.

El puente que observa no solo conecta lo personal, conecta clientes, inversores y probablemente agentes externos de los cuales presumiblemente no tienen nada que ver...pero lo tienen.

El programa completo incluye la formación completa del líder y en consecuencia del equipo.

líder con alma